¿Mala suerte? Ganó un viaje al espacio, pero no pudo ir por su sobrepeso

En 2021 Kyle Hippchen, un piloto de 73 años, participó en un concurso que buscaba al próximo turista espacial que viajaría al espacio a bordo de una nave Dragon de SpaceX.

Para participar en el sorteo, los aspirantes debían donar dinero a un hospital de Tennessee, por lo que el hombre entregó 600 dólares a la causa. Sin embargo, a pesar de que hizo su donación, no esperaba que fuera a ganar, pero vaya sorpresa que se llevó tan solo unos meses después.

Al decidir participar del sorteo, el hombre no se dio cuenta que el ganador debía medir menos de dos metros y pesar hasta 113 kilogramos. Él medía 1,8 m, pero pesaba 150 kg, se señala en el portal Sputniknews.

El hombre nunca se imaginó que sería el ganador para ir al espacio. «Estaba tratando de averiguar cómo podría bajar 80 libras [37 kg] en seis meses, lo cual es posible, pero no es lo más saludable del mundo», dijo Hippchen.

Sin embargo, meses después recibió un correo electrónico donde se le comunicó la noticia. Su premio se lo dio para Chris Sembroski, un ingeniero de datos en Everett, Washington. Los dos compartieron una vivienda, a finales de los años 1990, cuando ambos asistían a la Universidad Aeronáutica Embry-Riddle.

«Duele demasiado. Estoy increíblemente decepcionado. Pero es lo que es», dijo el hombre, citado por Phys.org.

Comparte nuestras noticias

Entradas Relacionadas